Recuperación de una pantalla de serigrafía, cómo remover la emulsión

Si queremos recuperar la pantalla una vez hechas las primeras serigrafías, esto significa que elminaremos la emulsión de la malla y quedará lista para volver a revelar otro dibujo, así aprobechamos la malla tensada en el bastidor.

Recordemos que sólo es recuperable la emulsión en los 3 primeros días de haberla emulsionado y siempre que no haya recibido luz solar en todo el tiempo y sin haber aplicado catalizador (fijador o endurecedor) a la pantalla.

Para recuperar (remover)  la emulsión optaremos por el líquido recuperador de emulsión, lo aplicamos con una esponja por ambas caras de la malla dejamos que actúe 5-10 minutos y aplicamos agua a presión hasta que quede completamente limpia, dejamos secar y ya está lista para volver a emulsionar. Podemos ayudarnos en el proceso de un cepillo de púas semi blandas o una catcher para removerla correctamente.

¿Se resiste el recuperado?

Si no conseguimos hacer que caiga toda la emulsión podremos aplicar un producto más fuerte, Limpia Ghost o eliminador de imagen fantasma o en su defecto como últio remedio un producto disolvente fuerte llamado Ciclohexanona, que eliminará por completo restos de emulsión y pintura, si ninguno de éstos productos consiguen remover la emulsión tendremos que arrancar la malla y tensar una nueva.

 

< Anterior Siguiente lección > Primeras serigrafías, estampado final

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *